29 de octubre de 2013

Perdido en su paraíso







Hoy

Hoy quisiera ser tu espejo
y en la mañana mirarte,
el agua que baña tu cuerpo,
la ilusión de un nuevo día.

Por dormir en tu almohada
hoy lo que tengo daría:
en un bolsillo esperanza,
en el otro mis recuerdos

para poder compartir
contigo todos los sueños
y al despertar junto a mí
otra vez enamorarte.

Hoy en cada pincelada
que deja el sol al ocultarse
una sonrisa reflejada
veras cuando piense en ti.













Al despertar

Cuantas veces yo soñé
que eras capaz de quererme,
cuantas veces te encontré,
hasta que daban las siete
y no estaba aquel lugar
donde tanto nos amamos.

Cuantas veces por besar
como a la mujer primera,
cuantas veces desee
quedar bajo las estrellas
en un paraíso lejano
contigo una eternidad.













Séptimo cielo

Recorría los caminos
de la vida y al mirar atrás
echaba de menos su voz
en medio de tanto silencio.













Ella

Poemas que dedico, noches en vela,
  la llama que alimenta mi razón
cuando incapaz de dormir sin ilusión
le trae su luna el brillo a mi estrella.

Es el encanto que dejó la primavera
para seguir creyendo en la estación,
entregado al sentir del corazón
con avales de latir sólo por ella.

Si no respiro el aire de su aliento
blanco perfecto serán versos y cruces,
mi voz, mi pulso, el fin ansiado;

más de lo mismo, soñar despierto,
vana esperanza, ciegas las luces,
  amores sin sabor, ancestros labios…



(II)

Ella es pañuelo que seca el llanto,
es cielo, mar, el agua de mi fuente,
caricias nuevas, piel de un abrazo,
lo deseado, la paz, mi suerte;

fuego en la sangre, el gusto y tacto,
mujer en los abismos de la mente,
la que añora y esconde mi presente,
la que reúne admiración y milagro.

Sin más caudales en esta tierra
se va en un soplo, vuela muy alto,
canción ayer fuera de un loco...

Ella es razón causante por ausencia
que no renuncia, y ahora mi mano
todo lo que la escriba es poco.













En la frontera

Contigo mi libertad
se escapa en la frontera
donde acaba el día..

Contigo esta soledad 
regresará a escondidas
de noche a tu azotea

Porque en la oscuridad
de una ciudad dormida
tan sólo existes tú

 y ahora que el tiempo va
sin andar tan deprisa
en tu mirada encontré la luz.













Realidad

En el arte de vivir
hoy necesito tus besos
para poder ser feliz.













Mística

Siempre tan cerca,
contándose al oído los milagros,
las historias, sus leyendas...
sin más respuesta
ni Dioses que tiren sus dados.

Ante una puerta
no perderé la razón

ni memoria o cuerpo fuera
por traspasar la frontera
de lo divino y lo humano.

No quiero profundos silencios,
ni distancias en el tiempo,
prefiero lo terrenal prohibido
y si es posible contigo.













Si no te veo

Antes de sentirnos pobres,
cuando miraba hacia el techo,
antes de saber que existieras
mi alma te echaba de menos.

Ahora cuando cierro los ojos
busco el manantial de tus besos,
antes que por ti en esta noche
pudieran llorar si no te veo.













Cuando no estás

Tú eres mi patria,
mi bandera, mi uniforme.
eres mi credo,
mi plegaria, mi oración.

Tú eres mis armas,
mi guerrera, mi norte,
eres mi viento…
 
Yo sólo creo en ti
y por ti muero
cuando no estás.













Esta vez

Esta vez
no hará falta cortar fotos,
ni habrá corazones rotos
en fúnebre marcha nupcial.

Esta vez
sin nadie fuera de lugar,
aunque todo es temporal
el amor puede surgir,

y si lo pides me iré
con la música a otra parte
antes que dejar morir
mi guitarra en un rincón.

Esta vez
no seré otro mal perdedor,
tan sólo un pobre soñador
que quiere estar junto a ti.













Siempre

No se compra con dinero,
el tesoro más preciado
es tu recuerdo conmigo,

igual que a la luz del sol
quiero tener cada día
siempre la misma lealtad.














Tanto 

Tanto tiempo yo sin ti,
tantas miradas gastadas,
tanto frío, tanto por vivir...













Sentir tu amor

Por la ilusión que había emigrado hasta tu barrio
como un reloj parado sin volverte a ver,

por un sabor dulce en la boca aquel verano,
porque eres tú dos meses para enloquecer.

Sentir tu amor lejos de la utopía, cercanos al deseo,
sentir tu amor un velo de caricias, desnudo amanecer…













Lo más difícil

Lo más difícil no es caminar
sin poder sentir tus manos,
ni para volverte a encontrar
andar por las vías del tren.

Lo más difícil es ver
como se escapa el verano
y una luz tras el cristal
espera el sueño de abril.













Soledad

Ahora que duermen sus vidas
y se callaron las voces, 
ahora cuando el corazón retumba 
más fuerte por la oscuridad
vendrás a verme.

Vendrás, aunque no quiera, 
vendrás y entrarás en mi cama,
como una intrusa, sin palabras,
cual cómplice fiel compañera,
aunque el amor se muriera
de nuevo vendrás…

Ella es mi deseo, mi sentir,
sabes que es todo y aún así 
sin llamarte volverás 
a ocupar su espacio,
sé que da igual lo que diga
y cuando pida que te vayas
tampoco esta vez lo harás;

antes de que te molestes 
en venir has de saber:
que jamás te diré un "te quiero"
ni entregaré mi alma por ti,
que no sería feliz contigo
ni a ti puedo acostumbrarme;

y si alguna vez te llamé 
fue por aclarar ideas,
lo siento pero es mejor no verte, 
busca alguien que te quiera 
esta noche más que yo,
no pienso echarte de menos
¡Adiós soledad!













Agosto

Quisiera parar el tiempo,
poder cambiar el destino,
agosto de un dulce verano
que me lleve hasta tu boca.

Quisiera tener el brillo
de tu mirada
y quedarme para siempre,
siempre muy cerca de ti…

Afloran los sentimientos,
 se van contigo,
mi amor dejaría en tus labios,
y a pesar de la derrota

te buscaría medio siglo,
sólo por darte las gracias,
las gracias por existir.













Aprendí

Aprendí que el amor puede morir
y la vida son dos días,
que un ''para siempre'' también
muchas veces se termina.













Cualquier ciudad

Cuantos sueños llevará
ese río de la mano
caminando junto a ti,

cuantas veces seguirán
por donde quiera que vayas
mil maneras de sentir.

Desde el sur de la ciudad
sin importar que destino,
Londres, Lisboa, Milán…

en el corazón no hay sitio
vistiendo de un gris eterno
que cambie por tus colores.













Deseos

No habrá nada mejor que tu sonrisa,
ni más pasión que esconda tu mirada,
no habrá otro amor en mis deseos,
ni coraza que pudiera resistir.













Otro sentido

Por ti hoy tiene sentido
y hay planes en mi maleta.
Por ti en el cajón del olvido
descansa la soledad.






No hay comentarios:

Publicar un comentario